Ve el amor de Dios en ti

ve-el-amor-de-dios-en-ti

Mas ve el Amor de Dios en ti y lo verás en todas partes porque está en todas partes. (T.7.VII.10.4)

Tú eres la Voluntad de Dios. No aceptes nada más como tu voluntad, pues, de lo contrario, estarás negando lo que eres. Niega lo que eres y atacarás, al creer que has sido atacado. Mas ve el Amor de Dios en ti y lo verás en todas partes porque está en todas partes. Ve Su abundancia en todos y sabrás que estás en Él junto con todos tus hermanos. Ellos forman parte de ti, tal como tú formas parte de Dios. Cuando no entiendes esto, te sientes tan solo como se siente Dios Mismo cuando Sus Hijos no lo conocen. La paz de Dios radica en entender esto. Sólo hay una manera de escaparse del pensamiento del mundo, del mismo modo en que sólo hubo una manera de adentrarse en él: entendiendo totalmente al entender la totalidad.

Por medio del amor

heart-591692_1280

“Hemos tratado ya de corregir el error fundamental de que es posible dominar el miedo, y hemos enfatizado que el verdadero dominio sólo se puede alcanzar por medio del amor.” (Un curso de milagros, Texto 2.VII.7.7)

Compartir: La ley que unifica al Reino y lo conserva en la Mente de Dios

sunset-599826_640

Hemos dicho que sin proyección no puede haber ira, pero también es verdad que sin extensión no puede haber amor. Todo ello refleja una ley fundamental de la mente y, por consiguiente, una ley que siempre está en vigor. Es la ley mediante la cual creas y mediante la cual fuiste creado. Es la ley que unifica al Reino y lo conserva en la Mente de Dios. El ego, sin embargo, percibe dicha ley como un medio para deshacerse de algo que no desea. Para el Espíritu Santo, es la ley fundamental del compartir, mediante la cual das lo que consideras valioso a fin de conservarlo en tu mente. Para el Espíritu Santo, es la ley de la extensión. Para el ego, la de la privación. Produce, por lo tanto, abundancia o escasez, dependiendo de cómo eliges aplicarla. La manera en que eliges aplicarla depende de ti, pero no depende de ti decidir si vas a utilizar la ley o no. Toda mente tiene que proyectar o extender porque así es como vive, y toda mente es vida. (Un curso de milagros, Texto 7.VIII.1)

El mundo es la creencia de que el amor es imposible

Estabas en las tinieblas hasta que una parte de la Filiación decidió acatar completamente la Voluntad de Dios. Una vez que esto se logró, todos lo lograron perfectamente. ¿De qué otra manera sino habría podido lograrse perfectamente? Mi misión consistió simplemente en unir la voluntad de la Filiación con la Voluntad del Padre al ser yo mismo consciente de la Voluntad del Padre. Ésta es la conciencia que vine a impartirte, y el problema que tienes en aceptarla es el problema de este mundo. Eliminarlo es la salvación, y en ese sentido yo soy la salvación del mundo. El mundo, por lo tanto, no puede sino aborrecerme y rechazarme, ya que el mundo es la creencia de que el amor es imposible. Si aceptases el hecho de que yo estoy contigo estarías negando al mundo y aceptando a Dios. Mi voluntad es la Suya, y tu decisión de escucharme es la decisión de escuchar Su Voz y de hacer Su Voluntad. De la misma manera en que Dios me envió a ti, yo te enviaré a otros. E iré a ellos contigo, para que podamos enseñarles paz y unión. (T.8.IV.3)

El cuerpo como un medio

EL CUERPO COMO UN MEDIO

Una de las formas que tu libertad tomará es la libertad de la enfermedad. Porque en tu comprensión de que tu cuerpo es un medio simplemente, que el cuerpo es simplemente un vehículo de experiencia, que es el producto de la Mente, encontrarás en tu comprensión, que todo viene de la Mente, que nunca elegirás la enfermedad. Porque la enfermedad no es mas que un instrumento, cuidadosamente planificado, que tú usas para substanciar tu creencia de que estás separado.

Si alguna vez, Escúchame bien, si alguna vez estás enfermo – de la más leve gripe, a la peor enfermedad corporal que puedas imaginar, de la peor enfermedad psiquiátrica que puedas pensar, recuerda que esto no es felicidad – si alguna vez experiencias alguna de esas enfermedades, tu estás creyendo que el cuerpo es un fin.

Y ¿cómo es eso? Cuando crees que el cuerpo es un fin, crees como te he dicho, que él tiene existencia por sí mismo. Y así crees que tu cuerpo puede enfermarse, de alguna forma, independiente de ti. Y así crees que tú, un ser aislado y separado, puedes ser víctima de tu cuerpo. Mientras que sin la creencia en la separación, eso no puede ser así.

Surgiendo de tu mente, sería posible que eligieras lo que el mundo llama los síntomas físicos. Pero en tu discernimiento de que el cuerpo es un medio solamente, y que todo viene de la Mente, nunca habría resistencia. Porque nunca habría la creencia de que fueras víctima de tu cuerpo. Y por lo tanto, tu percepción no sería de enfermedad. Simplemente sería de la experiencia.

Brent A. Haskell – La Otra Voz (pag.80) acerca de Un Curso De Milagros (UCDM)

Compartir sueños

Lo que les confiere realidad a los perniciosos sueños de odio, maldad, rencor, muerte, pecado, sufrimiento, dolor y pérdida es el hecho de compartirlos. Si no se comparten, se perciben como algo sin sentido. Pues al no prestarles apoyo dejan de ser una fuente de miedo. Y el amor no puede sino llenar el espacio que el miedo ha dejado vacante porque ésas son las únicas alternativas que existen. Donde uno aparece, el otro desaparece. Y el que compartas, será el único que tendrás. Y tendrás el que aceptes, pues es el único que deseas tener. (T.28.V.2.)

Todo cuanto sucede es amorosamente planeado

“La mente que hace planes no permite ningún cambio. Lo que aprendió en el pasado se convierte en la base de sus futuros objetivos. Sus experiencias pasadas determinan su elección de lo que ha de suceder. Y no se da cuenta de que aquí y ahora se encuentra todo cuanto necesita para garantizar un futuro muy diferente del pasado, libre de la continuidad de las viejas ideas y de las creencias enfermizas. No hay ansiedad con respecto al porvenir, pues la confianza presente está a cargo de éste.

Las defensas son los planes que emprendes para atacar la verdad. Su objetivo es seleccionar aquello a lo que le das tu conformidad, y descartar lo que consideras incompatible con tus creencias acerca de lo que es tu realidad. No obstante, lo que queda ciertamente no tiene significado. Pues tu realidad es la amenaza que tus defensas intentan atacar, ocultar, despedazar y crucificar.

¿Qué no ibas a poder aceptar si supieses que todo cuanto sucede, todo acontecimiento, pasado, presente y por venir; es amorosamente planeado por Aquel cuyo único propósito es tu bien? Tal vez no hayas entendido bien Su plan, pues Él nunca podría ofrecerte dolor. Mas tus defensas no te dejaron ver Su amorosa bendición iluminando cada paso que jamás diste. Mientras hacías planes para la muerte, Él te conducía dulcemente hacia la vida eterna.” (Un curso de milagros, Ejercicio 135)

El Hijo de Dios nunca peco

Campaña +perdon+paz

La vision de Cristo te muestra un mundo que jamas pudo pecar, un lugar fuera del tiempo, impecable, donde creiste ver el pecado. Al perdonarlo tu perdon regresa a ti que lo diste y no regresa de balde; tu vision se extiende al mundo, y el mundo y tu quedais salvados, sanos, en Aquel que nos creo y nos amo.

Gracias hermanx por vivir el perdon que eres

Namaste